Todos tenemos un momento en el día en que empezamos a decir puras weás…

(Fuente: no-esperes-nada-mas)